http://static.laverdad.es/torrepacheco/menu/img/torrepacheco-desktop.jpg

La carroza 'Yo fui a EGB' sale vencedora del desfile más nostálgico

Naranjito, el cubo de Rubik y un walkman en la carroza ganadora, obra de Los Maky´s. /LV
Naranjito, el cubo de Rubik y un walkman en la carroza ganadora, obra de Los Maky´s. / LV

Un incalculable trabajo de las peñas permitió ver monumentos de papelillo a la Sima de las Palomas, a Disney y a Willy Fog

A.SALASTORRE PACHECO

Ni siquiera Trump, con su inefable flequillo, faltó al desfile de carrozas de papelillo, la cita más clásica de las fiestas de Torre Pacheco y uno de los símbolos locales. Incalculables horas de trabajo a puerta cerrada por parte de las peñas han hecho posible un año más uno de los desfiles más originales de la Región. Colorido y movimiento de los cientos de miles de papelillos que se convierten en monumentos a la creatividad y la hermandad de los festeros.

El público pudo ver el sábado por la tarde un vistoso recorrido por el centro del casco urbano, en el que desfiló una de las peñas más numerosas, Los Maky´s, que logró el primer puesto del concurso de carrozas con una nostálgica evocación a los años de Barrio Sésamo y Naranjito. La carroza 'Yo fui a EGB', que exhibía un gran cubo de Rubik junto a un enorme 'walkman' y un clon de Naranjito, tres de las figuras más familiares para la generación que iba a la escuela en los ochenta y noventa. Su comparsa arropó este homenaje de papel a la infancia de hace unos años con personajes que ya no se asoman a las pantallas. Con ritmo desfilaron SuperMario y Espinete junto a una marea de nubes rosas y añejos casetes de los que se desliaban con un simple bolígrafo Bic. Un guiño a una generación que ya inspiró el blog 'Yo fui a EGB', cuyo éxito dio lugar a un libro superventas.

El desfile multitudinario contó con personajes de lo más variopinto, desde los soldados del ejército de la República de 'Star wars' hasta una partida de botes de Cola Cao vitaminados con sonrisas. Los cocineros de Masterchef compartieron ritmo con Triki, el monstruo azul de las galletas de la peña CmvYlasdelchalé. Mimos clásicos de cine en blanco y negro se mezclaron con la señora Pot y candelabro del cuento 'La bella y la bestia', convertido en una carroza de ensueño.

Los Pringaos lograron el segundo premio de comparsas con su sátira de barras y estrellas, en la que apareció de carne y hueso el mismísimo Donald Trump aferrado a su muro ante la irónica sonrisa de un mexicano.

Emocionó a los vecinos el homenaje a la Sima de las Palomas como testigo de los pachequeros neandertales que vivieron en el Cabezo Gordo hace más de 50.000 años. Trogloditas vestidos con pieles rindieron su personal tributo al Cabezo Gordo y al yacimiento en el que se han hallado restos de interés pelaontológico.

No faltó una llamada a la diversidad en la carroza 'La vuelta al mundo en 80 días' de la que emergía una torre de Pisa junto a un Big Ben aún cercano. Ninfas moriscas junto a guardias reales británicos y diminutas estatuas de la Libertad dieron testimonio del colorido del planeta. Boxeadores y cocineros, pandillas poperas y personajes de cómic se unieron al gran desfile de carrozas de papelillo.

Fotos

Vídeos